Relojes

¿Estás interesado en los relojes, bien sea como aficionado, coleccionista o simplemente porque quieres hacer un regalo (a otra persona o a ti mismo?). No te vayas entonces, porque aquí vamos a hablar de relojes: historia, marcas, relojes digitales, relojes para hombres y para mujeres, baratos y de lujo…

El reloj, ese instrumento que sirve para medir, calcular e indicar el tiempo, ha sido parte fundamental de la humanidad desde tiempos muy antiguos. Actualmente, los relojes siguen cumpliendo con su función tradicional. Sin embargo, un reloj también puede indicar estatus social, nivel económico e incluso poder social. Es momento de conocer más sobre ellos.

Ungaro Reloj Stefano Negro / Dorado
  • Correa de piel auténtica.
  • Resistencia al agua 5 ATM.
  • Mecanismo Miyota.
  • Incluye certificado en caja de regalo.
  • Garantía internacional de 2 años.

La historia del reloj

Desde los albores de la humanidad, existió la necesidad de medir el tiempo. Al inicio, esto solo se podía hacer mediante la rotación de la tierra, la luz del sol, los ciclos lunares y los cambios en las mareas. El tiempo podía medirse, pero no de forma precisa y exacta.

La relojería ha sido parte fundamental de las distintas civilizaciones, y ha crecido con ella, haciéndose más sofisticada con el paso de los siglos.

Con el desarrollo de las actividades humanas, vino la necesidad de tener un conocimiento más preciso del tiempo y su administración. Y esta necesitad dio como resultado los primeros relojes, muy rudimentarios, pero que cumplían con su propósito. Estos primeros relojes fueron los de sol y los de arena.

El primero fue desarrollado en Egipto. Eran bastante útiles, pero tenían una obvia debilidad; de noche no se podía medir el paso del tiempo.

El reloj de arena también fue sorprendentemente funcional en su momento, al mismo tiempo que era estéticamente agradable, una combinación que le hizo ganar muchos adeptos durante sus años de apogeo.

Winterworm - Reloj de arena de colores de cristal...
56 Opiniones
Winterworm - Reloj de arena de colores de cristal...
  • Este reloj de arena puede servir como regalo...
  • Es perfecto para usar para cocinar, para...
  • También se puede utilizar como un...
  • También, puede colocar este reloj de arena...
  • La arena fluye lentamente, para que pueda...

Aunque posteriormente quedó claro que su principal defecto era su finitud, ya que la arena con la que calculaba el pasar del tiempo se acababa, un pequeño detalle que no fue sencillo de arreglar.

Sin embargo, y a pesar de tener fallas obvias, los relojes de sol y arena dominaron el mundo de la relojería por muchísimo tiempo. Principalmente, porque no había otras opciones, y porque, dentro de sus limitaciones, eran realmente útiles y de fabricación sencilla.

Tampoco estaban completamente solos. El tercer jugador de este equipo era el reloj de agua, llamado clepsidra por los antiguos griegos, entre quienes fue extremadamente popular.

·         La innovación surgió por necesidad

Pero, así como no se detiene el tiempo, tampoco lo hace el avance de la humanidad, y más temprano que tarde quedó claro que se necesitaba un tipo de medición temporal mucho más preciso.

Ya no bastaba con medir los días y las noches, ahora había que calcular las horas y los minutos, y no solo por el tiempo que tardaba la arena en caer dentro de un reloj.

Igualmente, estos relojes tenían funciones muy específicas, una de las más importantes calcular la duración de las misas y programar actos reales. Estos primeros relojes estaban muy lejos de ser un objeto del día a día, y su uso era tan solemne como especial.

·         Una nueva era en la relojería

Posteriormente, se crearían los relojes de péndulo, y mucho después, el reloj eléctrico.

La precisión de ambos mejoró notablemente con el pasar de los siglos, hasta que el margen de error del reloj eléctrico era de solo 3 minutos.

Aunque se había avanzado bastante, los relojes seguían siendo demasiado grandes como para estar en otro lugar que no fueran en una pared o en la cima de una torre.

·         La Revolución Industrial cambió las cosas

Esto fue hasta la creación del reloj de bolsillo, que les dio a los caballeros distinguidos de la alta sociedad la posibilidad de llevar su medidor de tiempo cómodamente en su vestimenta.

Gran invento para la época, absolutamente revolucionario, el tiempo ya no le pertenecía a una gran estructura, sino a la palma de la mano de un hombre, aunque el poder de medir el paso de las horas, los minutos y los segundos seguía estando entre las posibilidades de muy pocos.

Previamente a la Revolución Industrial, la fabricación de relojes era muy medida, y se hacían únicamente para clientes especiales que pudieran pagarlos.

El ciudadano común dependía de los relojes públicos y de su propia interpretación de tiempo para poder saber en qué momento del día se encontraba.

Con el correr de los siglos, de la mano del avance tecnológico, llegaron los ✅ relojes de cuarzo y los relojes atómicos. Ambos sumamente precisos.

Por ejemplo, un reloj atómico tiene un margen de error de tres segundos cada 300 años. Este monstruo medidor de tiempo le debe todo a sus célebres antepasados: los relojes de sol, de agua y de arena.

·         Los relojes contemporáneos

El siglo XX vio cómo el reloj pasaba de ser un implemento sofisticado pero prescindible a una auténtica herramienta no solo personal, sino también útil para fines científicos y belicistas.

Actualmente, el hecho de poseer un reloj está al alcance de la gran mayoría de las personas, pues su fabricación se ha vuelto mucho más barata.

Así, los relojes pulsera son los más populares, y también los que vienen incluidos en los teléfonos móviles se han convertido en parte de nuestra cotidianidad. De esta forma, la historia del reloj ha marchado indetenible hasta nuestros días.

¿Cómo funciona un reloj?

Si hablamos de relojes, es seguro que todos los conocemos y muy probablemente todos tenemos uno. Sin embargo, son pocos los que realmente saben cómo funciona un reloj, ya que su habilidad de medir el tiempo sigue siendo una maravilla inexplicable.

Pero, en contra de la creencia popular, el funcionamiento de los relojes no tiene mucho de complejo.

·         Las piezas que componen un reloj

El reloj, como la máquina que es, se compone de cinco piezas esenciales que deben trabajar juntas en perfecta coordinación. Estas piezas son: batería, engranajes, sistema de escape, regulador e indicador de tiempo.

Si a un reloj le falla alguna de estas piezas, entonces será un objeto completamente inútil. No olvidemos que nadie quiere un reloj dañado, y es que su función se detiene, aunque las agujas se sigan moviendo.

El reloj se configura para que empiece a dar la hora, normalmente con una pequeña manecilla en el caso de los relojes analógicos, o con un botón, en caso de los relojes digitales.

·         La precisión de los relojes

A los relojes analógicos hay que aprender a leerlos, ya que al no tener todos los números indicando las 24 horas del día, estas se expresan en una docena. Cuando las agujas del reloj han dado una vuelta completa, han pasado las primeras doce horas del día.

Como se puede ver, un reloj en realidad tiene poca dificultad, pero mucha exactitud.

Una pieza funcional y configurada dará la hora de manera muy precisa, convirtiéndose así en el fiel aliado de su propietario en su travesía por el día a día.

Claro que la funcionalidad de un reloj depende mucho de su tipo. Por regla general, los relojes digitales tienden a ser un poco más precisos que los analógicos.

Aunque, si dicho reloj analógico es de una calidad y diseño indiscutidos, entonces habrá pocos relojes digitales capaces de hacerle competencia.

Las distintas marcas de relojes

El oficio de hacer relojes se remonta a muchos siglos atrás, y desde sus inicios ha sido una ocupación sumamente valorada.

En nuestros días, existe una enorme variedad de casas relojeras, desde las grandes marcas que ofrecen exclusivos productos de lujo, hasta los de gama media y media baja, cuya producción es estándar y se ofrecen a precios mucho más accesibles.

Gracias a esta abundancia de marcas y gamas, un reloj puede verse como un accesorio común o como una muestra de auténtica solvencia económica. Todo dependiendo de qué sello tenga en su empaque o reverso.

TIME100 Lujo Mujeres Joyería de Diamante Correa de...
  • Juego de diamantes, resistente al agua hasta...
  • Reloj de cuarzo para mujer con pantalla...
  • Espejo de cristal reforzado con correa de...
  • Otros 5 animales patrón opcional: entrada...
  • Viene en una bonita caja de regalo, puedes...

·         El origen de cada reloj indica mucho

La calidad del producto obviamente varía de una marca a otra, pero generalmente un buen reloj es una inversión que vale la pena. Actualmente, los principales países fabricantes de relojes son Alemania, China, Estados Unidos, Hong Kong, Japón, Suiza.

Los relojes de fabricación suiza y alemana son los mejor valorados en el mercado internacional por sus altísimos estándares de calidad.

Por otro lado, los de producción asiática abarcan la mayor parte de la oferta en el mercado de relojes, normalmente son de calidad media o media baja, aunque puede haber modelos bastante buenos.

Al ser su fabricación masiva y considerablemente más barata, son las piezas de origen asiático las que se venden a menor precio, siendo accesibles para el trabajador promedio.

Ahora bien, las marcas más reconocidas son las europeas. Eso ya lo hemos dejado claro, por lo que es momento de nombrarlas y clasificarlas.

·         Las marcas más conocidas

Representando a la industria relojera suiza, se encuentran marcas de muy alta gama como Vacheron Constantin, Audemars Piguet, Patek Philippe, Chopard, IWC Schaffhausen, Jaeger-LeCoultre, Rolex, entre otros.

Alemania, por su parte, también tiene un repertorio muy famoso de marcas relojeras de lujo, entre ellas se encuentran Sinn, MeisterSinger, Junghans y la famosísima Montblanc.

Estos relojes son la crème de la crème de la industria a alemana, y junto con los suizos, las marcas con más renombre a nivel mundial.

Italia tampoco se queda atrás y, aunque su industria relojera no es tan mundialmente reconocida, bajo su gentilicio hay una buena cantidad de relojes de lujo.

Entre ellas, merece la pena nombrar a Bvlgari, Paneri, Emporio Armani, U Boat y Dolce & Gabbana. Aunque todas estas firmas italianas no se dedican exclusivamente a producir relojes, las piezas que crean gozan de prestigio y calidad.

Otro participante activo en el juego de la relojería es Francia, hogar por excelencia de varias marcas de gran envergadura.

Los relojes franceses, al igual que los italianos, no se encuentran aún en posición de competir con las ilustres marcas suizas y alemanas, sin embargo, la operatividad de sus productos es muy buena.

Entre las firmas francesas productores de relojes podemos reconocer nombres como Herbelin, Chanel, Leroy, Cartier, Jean-Baptiste Viot y Auricoste.

Sin embargo, sabemos que no está entre las posibilidades de todos adquirir algún reloj de estas marcas. Pero eso no significa dar por perdida la calidad, ya que otras casas fabricantes de relojes como Victorinox, Mido, Tagheuer y Swatch ofrecen productos de muy buena calidad a precios accesibles.

Victorinox 249087 Original XL Reloj de Acero Inoxidable...
  • Reloj redondo con tapa de aluminio negro y...
  • Caja de acero inoxidable de 42 mm con ventana...
  • Movimiento de cuarzo suizo con pantalla...
  • Correa de nailon con cierre de hebilla
  • Resistente al agua hasta 100 m: en general,...

Hay que decir que estas son solo marcas de gama media, pero en el mundo hay infinidad de casas relojeras, cada una con sus ventajas y desventajas.

Lo bueno de tener tanta abundancia y variedad en el mercado es que siempre habrá un producto que se adapte adecuadamente a nuestras necesidades.

Y precisamente pensando en lo que busca cada cliente, la gran mayoría de las marcas ahora ofrecen relojes resistentes al agua, relojes para natación, relojes baratos y relojes de lujo, ente muchas cosas más.

Con tanto para escoger, nadie puede decir que el mercado de la relojería es aburrido o monótono.

Los principales tipos de relojes

Tipos de relojes hay muchos y en las más variopintas formas. Todos hemos tenido algún reloj que fue nuestro favorito y cuyo modelo seguimos apreciando.

Como ya dejamos claro anteriormente, el mercado internacional de relojes es enorme, teniendo de todo, para todos los gustos. Pero es imposible no destacar los principales modelos de relojes, lo más populares, icónicos y cotizados.

·         La popularidad según el modelo

El tipo de reloj más popular sigue siendo el clásico de agujas, es decir, el analógico que ha sido producido desde hace siglos.

Seguidamente está el digital, que es el modelo más popular entre jóvenes y niños, por ser mucho más sencillo de leer que el reloj analógico.

Los relojes tipo analógico, hechos de cuarzo, suelen ser usados por hombres y mujeres adultos, por ser más sofisticados y elegantes.

Para los deportistas, existen tipos de relojes fabricados con materiales resistentes pero flexibles, que les permitan realizar su actividad física sin poner el riesgo su dispositivo, muchos de los cuales son relojes resistentes al agua y pueden ser usados por nadadores.

·         Más allá de los relojes en la muñeca

Sin embargo, no todos son relojes de pulseras. Entre otros tipos, están los de cucú, los despertadores, los de bolsillo, y los tradicionales relojes de pared.

Todos estos tipos de relojes se siguen fabricando y algunos modelos antiguos son considerados objetos coleccionables. Los de tipo cucú y de bolsillo son especialmente apreciados entre los aficionados a la moda vintage.

Rebajas
Casio Reloj Despertador TQ-143S-8EF
  • Tiene una luz incorporada que ilumina la...
  • Incluye alarma diaria con función de...
  • La duración de la batería es de 1 año
  • Producto de alta calidad

Es imposible decir que las modas y las tendencias no juegan un papel crucial en la renovación de los tipos de reloj. Durante la última década del siglo XX, el tipo de reloj más vendido fue el digital, para luego ser nuevamente reemplazado por el analógico.

Y entre los tipos de relojes que desaparecieron tan rápido como aparecieron, está el reloj de anillo, que muchos prefieren recordar como simplemente una mala elección de compra.

Claro, no se puede dejar de lado a los tradicionalísimos relojes de torre y campanarios, esos que se ubican en algún lugar visible de la ciudad para dar la hora junto con las campanas de las iglesias.

reloj despertador

Este tipo de reloj suele ser uno de los más ignorados, pues su presencia ya se da por sentada, pero eso no quita el hecho de que sean icónicos e históricamente importantes.

En pocas palabras, hay tipos de relojes para todos los gustos, todo depende de conseguir el modelo que más se adapte al consumidor.

Los relojes favoritos ente los hombres

Desde los relojes de bolsillo hasta los modernos relojes deportivos, pasando por lo distintivo y casual, la moda de la relojería responde a los gustos de sus consumidores masculinos.

Desde los inicios de la industria relojera moderna, sus mayores clientes han sido hombres. Es así que, yendo de estudiantes a magnates, la vestimenta masculina no estaría completa sin su respectivo reloj.

Los relojes para hombre tienen un lugar especial en el imaginario colectivo, ya que simbolizan un significativo implemento del día a día.

Muchos hombres tienen entre su guardarropa un reloj que usan solo en ocasiones especiales, o que emocionalmente significa mucho para ellos. Un reloj de excelente calidad suele ser heredado de padres a hijos, o de abuelos a nietos, como una especie de valiosa joya familiar.

Un reloj para hombres debe ser sobrio, elegante y funcional, preferiblemente de un color oscuro, aunque también hay gran variedad de modelos casuales y deportivos.

En el cliente interesado está la potestad de elegir qué estilo de reloj le conviene, y cuál es el que desea tener puesto en ocasiones de importancia.

·         Las marcas preferidas por ellos

Actualmente, las marcas mejor valoradas entre los caballeros son Rolex, Cartier, TagHeuer, Hublot, Casio y Tissot. De todas ellas, Casio es una de las marcas con mayor penetración en el mercado, debido a que sus precios la hacen sumamente competitiva frente a otras marcas.

Es mucho más probable que un hombre joven posea un reloj Casio que de cualquier otra marca.

Los hombres de mayor edad tienden a preferir marcas prestigiosas como Cartier y Rolex, por poseer un reconocimiento y calidad mayores.

Mientras que, para aquellos con gran solvencia económica, las opciones para adquirir un reloj de primera línea van desde Montblanc hasta la extremadamente exclusiva Patek Philippe.

Igualmente, los relojes se encuentran entre los artículos que más se obsequian a los caballeros, sobre todo cuando cumplen una meta importante, como graduarse en la universidad o contraer matrimonio.

Entre mayor sea el logro obtenido, mayores son las posibilidades de que el reloj obsequiado sea de una calidad más alta.

Los relojes favoritos entre las mujeres

La moda femenina es sumamente cambiante, y ese cambio afecta todos los ámbitos de la misma, desde la ropa y los zapatos, hasta los relojes.

La relojería actualmente forma parte fundamental de los complementos de vestuario de la mujer, sobre todo de la mujer trabajadora. Y los hay para todos los gustos, desde los muy casuales hasta los ejecutivos.

Las mujeres tienen a su favor que sus opciones de color y diseño de relojes son variadísimas.  Pueden usar un reloj rosa, púrpura, rojo, plateado, negro o de varios los colores.

Esta libertad para combinar colores y accesorios hace de las clientes femeninas un pilar fundamental de la industria de la relojería.

·         Las marcas preferidas por ellas

Entre las féminas, las marcas más populares son Michael Kors, Guess Whitney, Invicta, Fossil y Casio.

Todas estas marcas ofrecen una enorme diversidad de tamaños, colores, estilos y presupuestos.

Invicta Angel 14397 Reloj para Mujer Cuarzo - 38mm
  • El Invicta 14397 tiene una caja de acero...
  • Esta modelo funciona con un movimiento de...
  • Resistencia a la presión de aqua de 10 bares
  • Este modelo es parte de la colección Invicta...
  • 2 años de garantía Invicta

Para las mujeres puede ser un verdadero escoger el reloj ideal, pero, sin duda, encontrarán uno que se acomode a sus gustos y necesidades.

Igualmente, hay una amplia gama de marcas japonesas y coreanas entrando recientemente al mercado con diseños únicos y vanguardistas. Aunque a la hora de elegir deben ser cuidadosas, debido a que no todos los tipos de reloj quedan bien a cualquier consumidora.

Consejos para escoger el mejor reloj

Ya hemos dejado bastante claro que modelos, tipos y marcas de relojes hay muchísimas, pero hay que dejar claro que un reloj que le queda perfecto a alguna persona, puede que no le siente igual de bien a alguien más. 

A la hora de comprar un reloj hay que ser cuidadosos. No hay razón para adquirir el primero que veamos sin tener en cuenta como nos queda.

·         Lo que se debe tener en cuenta

En este sentido, hay algunos consejos muy útiles que nos pueden ayudar a encontrar la mejor pieza.

El primer consejo es tener en cuenta el tamaño de la muñeca, y adecuar el tamaño de del reloj que se va a comprar. Un reloj grande puede verse lujoso en su empaque, pero en una muñeca muy pequeña se vería vulgar.

Nunca debemos sacrificar la elegancia por un reloj que simplemente no nos queda de la manera correcta.

Otro consejo es hacer una inversión que valga la pena, y no desperdiciar jamás el dinero. Sí, algunos relojes de imitación se ven muy bien, pero es solo eso, apariencia. Ese reloj puede romperse o dejar de funcionar en cuestión de semanas, o incluso días.

Entendemos que un reloj de una marca reconocida puede resultar costoso, pero vale la pena. A largo plazo saldrá mucho mejor ese reloj, que muchos relojes baratos de imitación.

·         Los relojes de gama alta

Un reloj de lujo, no solo refleja muy buena calidad, sino que tiene unas características especiales que es oportuno conocer.

En primer lugar, un reloj de alta gama tiene adornos y añadidos que no son necesarios para que cumplan su función principal que es dar la hora. Entre mayores sean los detalles, más exclusiva será la pieza.

Pero debemos prestar atención, ya que un reloj de alta gama tiene adornos y no parafernalias. Cualquier exceso demasiado vistoso debe ser tomado como una advertencia de que la pieza no es auténtica.

Aunque con esto no queremos decir que debemos pedir un crédito bancario solo para comprar un buen reloj. Es necesario cuidar las finanzas y, de acuerdo a ellas, adquirir el mejor reloj posible.

Asegurémonos de que ese reloj sea práctico, y que pueda usarse con diferentes tipos de ropa y en diferentes ambientes. Para encontrar esto, podemos revisar varios catálogos físicos y digitales especializados en relojes.

·         El material del reloj y su importancia

El color puede ser hermoso y combinar gloriosamente con nuestra tez, pero si el material del que está hecho nos lastima, lo mejor es olvidarnos de ese reloj.

Si nuestra piel es muy sensible al plástico o al látex, te aconsejamos encarecidamente comprar un reloj con correa de cuero o metal.

Hay que agregar que un reloj requiere cuidado y mantenimiento para que dure. Si la pieza va a ser para un niño, es recomendable que sea de plástico y digital. Es decir, que sea muy flexible para soportar los tropiezos y aventuras de los infantes.

Pero, si es para adornar la muñeca de un hombre o mujer de negocios, el diseño analógico clásico con correas de cuero servirá a la perfección.

Además, debemos saber que un reloj no puede arrojarse en un cajón como si fuese cualquier cosa. Un reloj, por simple o barato que sea, merece un buen cuidado. Debemos conservar su caja o estuche, y tener la dedicación necesaria para guardarlo en ella cuando no lo estemos usando.

·         Los relojes como obsequio

Si pensamos en regalar un reloj, debemos tener varios elementos en consideración.

Cada persona es diferente, y no cualquier tipo de reloj se presta para ser un regalo. Si la persona que vamos a homenajear es deportista, entonces es pertinente un reloj muy resistente y a prueba de agua.

Si es un oficinista, entonces bastará un reloj sencillo, pero elegante y práctico. En caso de que el homenajeado sea un jubilado, servirá un reloj bonito y casual, que pueda usar cómodamente durante sus vacaciones.

Si ponemos en práctica todos estos consejos, hallaremos un reloj adecuado.

Por otro lado, siempre es muy útil consultar una guía especializada en relojes. Hay muchísimas guías disponibles en revistas y en la red, por lo que no será difícil encontrar la que más nos convenga.

En caso de realizar la compra en una tienda física, te aconsejamos que lo hagas en una relojería real, en la que el empleado o el propietario puedan brindarte su conocimiento.

Curiosidades sobre la relojería

La relojería, al tener tanta historia y legado, por supuesto que tiene mucha tela que cortar y una gran variedad de anécdotas curiosas.

Por ejemplo, una de estas curiosidades es que gran parte de la industria relojera confía a la psicología el éxito de sus piezas.

Claro, el prestigio de la marca y la habilidad de sus publicistas juegan un rol muy activo, pero es que una buena porción del total de venta de relojes ocurre por factores psicológicos.

Puede sonar complicado, pero no lo es para nada. Todo esto quiere decir que cierto tipo de relojes están exclusivamente diseñados para cierto tipo de gente.

Es decir, un reloj rosa con un diseño muy sofisticado está totalmente ideado para mujeres con un nivel económico y social relativamente alto, que a su vez disfruten de este tipo de accesorios, los cuales pueden ser considerados como joyería.

Igualmente, hay modelos únicos de reloj creados para complacer a distintos tipos de deportistas, como pueden ser futbolistas y golfistas de alto nivel. Claro, todo esto de manera subliminal, haciendo que el cliente estándar desee adquirir el producto.

·         La orientación publicitaria de los relojes

Debemos decir que este truco psicológico no solo funciona con los ricos y famosos, sino que también es muy útil para seducir al comprador promedio.

Es de conocimiento popular que los individuos suelen tener gustos específicos, y que adquieren sus prendas siguiendo su patrón de gustos.

Esta regla aplica para los relojes. Haz la prueba, si tienes más de uno compáralos, podrás darte cuenta que probablemente se parecen en algún aspecto.

Pero no dejes que la apariencia te engañe, un reloj puede ser bellísimo, pero no a prueba de fallas.

Sin embargo, si lo que quieres es tener seguridad y confianza en tu reloj. Siempre compra uno de cuarzo. Está comprobado que son las más precisos, durables y su tendencia a fallar es baja.

·         Otras curiosidades de la industria relojera

Pero esas no son todas las curiosidades sobre el mundo de la relojería, y es que esta sofisticada industria no fue masiva hasta inicios del siglo XX.

Y es que, si no hubiese sido por la Primera Guerra Mundial, los relojes no se hubieran convertido en un objeto común sino hasta mucho tiempo después.

Dicha guerra, de magnitudes y calamidades desproporcionadas, forzó a oficiales, suboficiales e incluso a soldados rasos a usar relojes, para poder coordinar ataques y ofensivas en tiempo real.

Pero, como el poder adquisitivo del soldado raso no podía ser comparado con el de los oficiales, fue necesario que crear nuevos modelos de relojes igual de eficientes, pero más baratos. Y no solo eso, también se tenían que producir en grandes cantidades en muy poco tiempo.

Además, este conflicto influyó notablemente en la moda relojera. Anteriormente, solo las damas de clases sociales altas usaban relojes de pulsera, mientras que los distinguidos caballeros hacían uso de los relojes de bolsillo.

Pero, para un soldado o un piloto era poco práctico ver la hora en un reloj de bolsillo, en medio de una batalla. En su lugar, decidieron utilizar relojes de pulsera.

Por lo tanto, debemos agradecer a este oscuro periodo de nuestra historia el hecho de que los relojes ahora puedan ser adquiridos y fabricados de manera masiva.

Tampoco se debe olvidar que antes de la Primera Guerra Mundial hubiese resultado impensable para los relojeros fabricar sus productos en masa, por lo complicada que era la elaboración.

·         La perfección como objetivo

Se trata de la misma elaboración que hoy en día sigue siendo sumamente perfeccionista, ya que no importa qué tan industrializada este el proceso de producción, hacer relojes aún es considerado un arte.

Por esta razón, más allá de cuán barato sea un reloj, su sistema de configuración y engranajes debe ser irreprochable.

Con la excelencia de la fabricación, viene el prestigio del fabricante, de allí se origina la conocida frase “como un reloj suizo”, símbolo inequívoco de eficiencia. Dicha frase se puede aplicar para todo lo que funcione a la perfección, no solo los relojes.

Sin embargo, fue la poderosísima industria relojera suiza la que dio origen a este dicho. Así que, si algún día te dicen que eres “puntual como un reloj suizo”, puedes sentirte alagado.

Los suizos están muy orgullosos de sus relojes y de la buena fama que estos poseen internacionalmente. Una de sus empresas relojeras más importantes, Patek Philippe, creó el reloj más lujoso del mundo para celebrar su intachable trayectoria en el mercado. 

Este reloj tardó casi una década en ser fabricado, y en el trabajaron los profesionales más exclusivos de la relojería suiza. Actualmente, su valor en el mercado ronda los nueve millones de dólares.

Todo esto sin contar las pequeñas y particulares historias de los grandes maestros relojeros, que, como los buenos chefs, tienden a mantener su receta para crear un buen reloj en secreto.

Si conoces a un profesional en el área de la relojería, busca hablar del tema con él. Te aseguramos que te sorprenderá lo mucho que puede saber.

Los relojes más famosos del mundo

Como ya hemos dicho, relojes hay muchísimos, así como también existe gran número de marcas, tipos y fabricantes. El mercado internacional de la relojería es dinámico y extravagante, pero adaptable a los gustos de sus clientes.

A pesar de todo, no son las grandes relojeras ni los más costosos diseños los que acaparan fama y reconocimiento mundial como íconos de sus países o ciudades. Este lugar lo ocupan las soberbias torres del reloj, que se pueden encontrar en casi todos los conglomerados urbanos del mundo.

Ni los modernos relojes para correr, ni los relojes de lujo podrán quitar la gran fama que los relojes de torre han cosechado a lo largo de la historia.

·         Algunos relojes llamativos

Ningún tipo de reloj podrá compararse, por ejemplo, con el de La Puerta del Sol, que desde hace más de cien años da fielmente la hora a los ciudadanos madrileños.

Los relojes de torre son incólumes, como el antiguo Big Ben de Londres, que no dejó nunca de medir el paso del tiempo, ni siquiera durante las horas más oscuras del Reino Unido durante la Segunda Guerra Mundial.

El Big Ben es, junto con los autobuses rojos y el palacio de Buckingham, un auténtico símbolo del paisaje londinense; al mismo tiempo que es uno de sus atractivos turísticos más importantes.

Pero, cuando de legado histórico y atractivo turístico se trata, no podemos dejar de mencionar al mítico Reloj Astronómico de Praga.

Este fabuloso reloj forma parte de la esencia misma de la capital checa, y es un punto sumamente frecuentado tanto por turistas como por locales.

Esta verdadera obra de arte fue diseñada durante la Edad Media por un relojero y un astrónomo, cuyo trabajo nunca ha podido ser replicado.

Mientras tanto, en Italia se encuentra el reloj de la Plaza de San Marcos, cuya torre fue construida hace cinco siglos. Este reloj ha visto pasar buena parte de los personajes importantes de Venecia, así como también fue testigo de muchos momentos importantes.

Actualmente, es un lugar turístico de gran relevancia no solo para Venecia, sino para toda Italia.

Sería justo decir que en Europa no hay ciudad o pueblo que se salve de tener un reloj en una torre, que ha dado la hora durante siglos a sus habitantes.

Contando los ya mencionados, el viejo continente es hogar del Neues Rethaus, ubicado en la ciudad alemana de Munich, del Reloj de Arena de Budapest y de la torre del reloj de Dubrovnik, entre muchos otros.

Cada una de estas torres es una obra arquitectónica maravillosa, y albergam auténticas e invaluables joyas de la relojería.

·         Otros relojes increíbles

Pero no todos los grandes relojes se encuentran en Europa, en la lejana Arabia Saudita se ubica el reloj más grande del mundo: el Makkah Royal.

Esta enorme torre del reloj es bastante nueva cuando lo comparamos con el resto de los relojes de la lista, y con sus 430 metros de altura, es el más imponente.

Vale mencionar que, en Asia, sobre todo en la zona oriental del continente, los relojes de torre suelen ser digitales y no de manecillas, como ocurre con sus contrapartes de Europa.

Esto se debe a que las torres del reloj hicieron su aparición en esta zona de mundo hace relativamente poco tiempo, o en otros casos, fueron reemplazados por modelos modernos que requieren menos mantenimiento.

Vamos, si juntamos todos los relojes famosos alrededor del mundo, podríamos escribir una guía turística de todos los continentes. El reloj forma parte de la identidad de las ciudades y las personas.

Además, el universo de la relojería está muy lejos de ser solo relojes de pulsera y despertadores, ya que crear relojes es un arte que debe ser valorado adecuadamente. De hecho, el oficio de la relojería merece la pena en su difusión y práctica.

En conclusión, no esta demás educarse lo mejor posible sobre esta pieza mecánica de uso cotidiano, a veces analógica o digital, de arena o atómico, ya que los relojes forman parte de la idiosincrasia de toda la humanidad. Por esto queremos decir que, para nosotros, todos los relojes del mundo son importantes.